Para que las cosas cambien, yo requiero cambiar primero

El cambio es un proceso constante en todo el universo. Todo cambia con el tiempo. Llegan a nuestras vidas cambios deseados y cambios inesperados que pueden ser dolorosos o motivo de celebración. Ciertamente cambiamos con la edad, con cada nuevo conocimiento, con las experiencias de la vida. Algunos son inevitables y otros son necesarios.

Crecer, madurar y evolucionar implica sacarle partida al cambio. ¿Y cómo se logra esto cuando el cambio resulta ser doloroso, inesperado o impuesto? Desde la presuposición de la PNL planteado en el titulo “Yo requiero cambiar primero y todo lo demás cambiará” la conducta diferente conduce a pensamientos diferentes, que conducen a resultados diferentes. Al cambiar mi forma de pensar, mi forma de accionar, mi forma de hablar sobre el suceso, cambia mi manera de experimentarlo. El cuerpo influye sobre la mente, que influye a su vez sobre el espíritu. Todos ellos actúan como uno.


Desde esta perspectiva el cambio es una gran oportunidad para evolucionar a una mejor versión de ti. ¡Hoy puedes hacer algo distinto y hacerlo de una mejor manera! La resistencia al cambio es reflejo de que una parte de ti está paralizado por el miedo. Haz algo al respecto o seguirás teniendo los mismos resultados. Asume responsabilidad de tu bienestar sabiendo que nadie cambia a nadie. Para que las cosas cambien tu requieres cambiar primero. Esperar que el cambio sea externo es renunciar a tu ámbito de poder provocando una amarga sensación de victimización y resentimiento.


El cambio es un camino no un destino. La riqueza consiste en saber atravesar el camino. Así como una película tiene un principio, un desarrollo y un final. Los cambios también tienen este proceso. Si frustras el proceso perderás la gran oportunidad de crecer y aprender de la experiencia. Solamente comprenderás el final de la película al verla completamente. Si vas directamente al final quedará imperfectamente acabado.


Ante los eventos que puedas estar viviendo puedes formularte las siguientes preguntas para ampliar tu perspectiva: ¿Qué puedes hacer diferente?¿Qué requieres aprender de esta experiencia? ¿Qué estás generando en tu vida al no abrazar el cambio?



Recuerda el cambio es para progresar, generar habilidades nuevas que te permiten mejorar constantemente. No se trata de perfección, más bien de superarte a ti mismo y encontrar a tu mejor yo.

0 views
Puerto Rico/www.neuro-coachingacademy.com/neurocoachpr@gmail.com/787-485-8601